Accidentes en coches autónomos: los fallos más sonados

Accidentes de coche autónomos

2021 podría ser el año de los coches autónomos (General Motor amenaza con que sea 2019 incluso) y la conducción autónoma completa: el ansiado nivel 5. Cada vez más cerca, o eso dicen los fabricantes que ya están realizando pruebas en proyectos pilotos en Suecia, Estados Unidos, Japón y China, que acaba de inaugurar el primer circuito urbano para pruebas con coches autónomos. Aunque en teoría los coches autónomos reducirán de forma masiva el número de accidentes (los expertos aseguran que la reducción será del 94%), hasta ahora los coches con conducción asistida (aún no tienen el nivel 5 de conducción automatizada) siguen llenando titulares con accidentes y fallos.

En la carrera por la conducción autónoma completa, empresas como General Motors o Waymo han aumentando las pruebas de vehículos autónomos para cumplir los plazos y ser los primeros. California es el territorio elegido para la mayor parte de estos tests. Según los datos del Departamento de Vehículos de Motor del estado (DMV) de California, se han registrado en este estado un total de 31 colisiones en 2016. En 13 de ellas, el coche autónomo fue alcanzado desde la parte trasera por otro vehículo. Las colisiones tuvieron lugar casi siempre en intersecciones, sin heridos y a baja velocidad. El problema, según Bloomberg, es que los coches autónomos conducen como robots, no como humanos.

Lo cierto es que el nivel 5 de conducción autónoma es el sueño dorado de Elon Musk – Tesla, Google – Waymo y el resto de competidores. A este nivel la figura del conductor no existe y es el propio coche quien reacciona ante imprevistos en carretera. Pero hasta entonces, los accidentes en niveles anteriores de conducción autónoma generan preocupación y desconfianza entre los futuros usuarios. Repasamos algunos de los fallos más sonados.

  1. Un conductor fallece en Florida a bordo de un Tesla

    Fue uno de los casos más relevantes protagonizado por un Tesla. El primer accidente mortal en un coche autónomo. En 2016, un conductor de Florida murió al colisionar con un tráiler. Según la investigación, el sistema de asistencia de conducción en carretera (Autopilot) del Tesla Model S estuvo activo durante 37 minutos antes de la colisión pero las manos del conductor solo estuvieron situadas sobre el volante 25 segundos. El sistema de asistencia no detectó correctamente el tráiler cruzando la autovía. El Tesla Model S impactó directamente contra el remolque mientras este cruzaba de manera perpendicular, pero debido a que “el cielo estaba muy iluminado”, los sensores del vehículo no detectaron el obstáculo y no se aplicaron los frenos ni estrategias de evasión. El coche pasó por debajo del tráiler perdiendo la mayoría del chasis superior y chocando con un poste telefónico. Meses después Tesla añadió una actualización que desactivaba la conducción con asistente y frenaba el vehículo si el conductor humano no respondía a las alertas para retomar el control, alertas que al parecer sí se produjeron en este caso. La última acción registrada por el conductor humano fue subir la velocidad a 119km/h dos minutos antes de la colisión.

    0 Puntos
    Votar 12345
  2. El primer atropello mortal de un coche autónomo

    La noticia saltaba a los informativos internacionales hace apenas unas semanas. En Arizona se producía el primer atropello mortal de un coche autónomo. Según el primer relato de los hechos, el coche estaba en modo autónomo, aunque un conductor se encontraba sentado al volante. El atropello se produjo cuando la víctima cruzaba fuera de un paso de cebra. Como primera consecuencia de los hechos, Uber, la empresa responsable del coche implicado en el atropello, ha suspendido todas las pruebas de sus coches autónomos en Tempe, Pittsburgh, San Francisco y Toronto. No es el primer accidente en el que se ve implicado la compañía. Hace más de un año, Uber reanudó las pruebas de sus vehículos autónomos tras ser suspendidas por otro accidente ocurrido también en Arizona.

    0 Puntos
    Votar 12345
  3. Un Tesla choca contra un camión de bomberos

    Fue a principios de 2018. El conductor de un Tesla Model S se estrelló contra un camión de bomberos en una autopista de California. El conductor asegura que estaba haciendo uso del piloto automático en el momento del accidente, pero hasta ahora, Tesla no ha confirmado el fallo. Según Bloomberg, el gobierno federal está “recopilando información” sobre el accidente, pero aún no ha decidido abrir formalmente una investigación. Lo cierto es que los niveles actuales de conducción autónoma requieren de la participación del conductor. Exactamente hasta el nivel 3 de conducción autónoma se necesita de la figura del conductor. Aunque la autonomía sea más elevada, el conductor deberá estar atento para intervenir. Para asegurar la atención del humano, empresas como General Motors usan un sistema que controla los movimientos del ojo del conductor con cámaras infrarrojas montadas en la columna de dirección. Super Cruise, el sistema de conducción semiautónomo de GM, se desactiva si los conductores desvían la mirada.

    0 Puntos
    Votar 12345
  4. Accidente con una moto en San Francisco

    Fue a finales de 2017, cuando un motorista se vio implicado en un choque con un coche autónomo. Según la denuncia que el motorista ha presentado contra General Motors, resultó herido mientras viajaba detrás de un Cruise Automation Chevrolet Bolt que tenía a alguien en el asiento del conductor, pero que no tenía las manos en el volante. Cuando el automóvil inició la maniobra de cambiar al carril izquierdo, regresó al carril inicial provocando el choque contra la moto. La versión de General Motors es que la maniobra fue interrumpida porque un vehículo se desaceleró y el espacio se consideró demasiado pequeño para continuar con el cambio de carril. La noticia de la demanda llegaba pocos días después de que GM anunciara que lanzaría un vehículo autónomo de nivel 5, sin volante o pedales, en 2019, el mismo año en el que la empresa tiene previsto la presentación de un servicio de viaje compartido autónomo. Según Reuters, los vehículos Cruise han estado implicados en 13 accidentes sin contar este último.

    0 Puntos
    Votar 12345
  5. Google contra un autobús

    Google Car que chocó en marzo de 2016 contra un autobús al intentar evitar unos baches. El coche de autónomo de Google también tuvo un leve accidente en el que colisionó contra un autobús municipal. En un informe del 23 de febrero perteneciente a las autoridades de California, Google explicó que el accidente tuvo lugar en Mountain View, cuando un vehículo autónomo Lexus RX450h trataba de rodear algunos sacos de arena en un carril amplio. El vehículo y el piloto de pruebas “creyeron que el autobús frenaría o permitiría al coche de Google continuar”. Meses después, el mismo modelo de coche autónomo tuvo otro accidente de tráfico, el primero en el que hubo heridos leves. Estados Unidos es un campo de pruebas para los coches autónomos. Los estados de California, Nevada y Michigan ofrecen legislaciones más abiertas para realizar estas pruebas. California va un paso más allá y a partir del mes de abril permitirá a las compañías tecnológicas que trabajen en sistemas de movilidad autónoma probar sus coches sin ningún conductor de seguridad detrás del volante.

    0 Puntos
    Votar 12345

mosca solicitud cita